Caso Real: La importancia de los Listados A, B, C

“No somos tontos”, esta es una famosa frase que se difunde como el slogan de una conocida cadena de tiendas, y la verdad es que es una frase muy bien utilizada. ¿Cuál es el fundamento de esta famosa frase?: Los listados A, B, C. ¿Y qué son los listados A, B, C y para qué sirven?.

Los listados A, B, C consiste en obtener, por familias, un listado con los productos de mayor y menor venta, así como sus correspondientes márgenes. La utilidad de estos listados es que los productos que más se venden, es porque los compran muchos clientes, y si bajamos los precios en estos productos el cliente los percibe con mayor facilidad que si bajamos el precio en un producto que no se vende.

 

¿Qué es más fácil, recordar el precio de una lata de coca-cola, o el precio de un kilo de albóndigas en salsa tártara?

Lógicamente el precio de la lata de coca-cola.

 

Por tanto la famosa frase “No somos tontos” se basa en esto. Publicitamos productos, que son de elevada venta (rotación), y a estos productos les ponemos un precio ajustado para que el cliente perciba que somos baratos, y esta menor ganancia que obtenemos en estos productos llamados “A”, lo repercutimos en el resto de productos de nuestro negocio. ¿Con esto qué logramos?. Que el cliente nos perciba como que somos muy baratos, cuando en la realidad posiblemente no sea así, si cogemos toda la cesta de la compra realizada en este punto de venta y comparada con otro punto de venta.

 

Para lograr esto adecuadamente deberíamos obtener una tabla de política comercial, que se basa en lo explicado anteriormente y que se refleja en el siguiente gráfico:

01. productos abc

 

VEAMOS UN CASO REAL con una famosa cadena de bricolage que jalona la geografía Española. Para los incrédulos os insto a que tecleéis en Google calentador eléctrico TCN Cointra 50 litros y veáis precios en alguna Gran Cadena de Bricolage.

Esta semana se me ha estropeado el calentador eléctrico y, como NO SOY TONTO, me fui a la tienda de electrodomésticos del barrio (Electrodomésticos Victor Pinxe de Moncofa). Tenían un modelo: Cointra TCN vertical de 50 litros.

Al preguntar a la responsable del establecimiento (Rosa) por su precio, me indicó que el coste del mismo era de 135 € (MONTAJE INCLUIDO, si no había que hacer adaptación, y 25 € si había que hacerla). Como NO SOY TONTO, le indiqué que miraría mi agenda para ver qué día me lo podrían instalar, y aproveche para ver el precio en una de estas cadenas que utilizan los listados A, B, C para gestionar sus negocios y obtener amplios beneficios.

 

El resultado fue el siguiente:

 

Mismo calentador y pagando por la instalación si hay adaptación:

02. coste con adaptacion

 

Mismo calentador y en la instalación no hay adaptación:

03. coste sin adaptacion

 

Conclusiones:

 

– El coste del calentador eléctrico, que es el MISMITO MODELO, pero con una ligera diferencia: EL PRECIO, aunque sólo 34 €, o lo que es lo mismo. En la Gran Superficie me hubiera costado un 25,19% más.

– El montaje, que por la módica cantidad de 99 €, me instalan el calentador eléctrico en mi casa, frente a los 25 euros que cobran en la tienda de barrio si hay que hacer adaptación. O lo que es lo mismo un 296% más caro en la Gran Superficie si hay adaptación.

 

Es decir, que el MISMITO CALENTADOR ELÉCTRICO, me va a salir por 169 € + 99 € = 268 €. Y eso en porcentaje, ¿cuanta pasta más es?. 67,50% si hay adaptación, lo que quiere decir que el MISMITO CALENTADOR ELÉCTRICO, me va a salir la nada despreciable cantidad del 67,50% más caro (si hay adaptación, y un 98,52%, si no la hay), ¡¡¡ehh¡¡¡ + la gasolina de tener que ir al centro comercial + alguna tontería que compraré y que no me hace falta, pero ¡¡¡ehhh¡¡¡, me iré a la cama sabiendo que ¡¡¡¡NO SOY TONTO¡¡¡¡.

 

Consume con responsabilidad, si abusas, del consumo sin cabeza, te irás a la cama SIENDO UN TONTO

 

4 thoughts on “Caso Real: La importancia de los Listados A, B, C

  1. Kepa

    Hola Emilio,

    Al principio me he asustado, había leído “Casa Real”, en vez de caso real y ya estaba alucinando, aunque bueno en esa Santa Casa igual también venía muy bien hacer un análisis A,B,C. (yo los Cs los tengo muy claros y no sé si hay alguna A)

    Bueno, fuera bromas. Que muy bien que te digitalices, a ver si te evita tanto viaje, que el comercio se merece tu presencia, pero no eres omnipresente.

    Saludos y que vaya muy bien todo, como siempre.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *